El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana tiene previsto iniciar en breve la información pública del estudio informativo del Corredor Cantábrico-Mediterráneo de alta velocidad, para el tramo que va de Teruel a Zaragoza.

Con ello se quiere abordar la reconversión de la línea ferroviaria actual entre ambas capitales aragonesas para transformarla en una línea apta para servicios de altas prestaciones y tráfico mixto, en ancho ibérico, dado que el trayecto actual, de unos 177 kilómetros, consta de una plataforma de vía única y ancho ibérico, no electrificada, sobre la que Adif tiene trabajos en marcha.

Así pues, la actuación propuesta contempla la duplicación general de la plataforma existente junto con la ejecución de algunos tramos en variante donde el trazado actual no permite alcanzar los parámetros de servicio adecuados, para los que se plantean trazados de nueva planta y plataforma para vía doble.

Las alternativas propuestas se definen para tráfico mixto, con trazado compatible con velocidades de circulación de hasta 250 Km/h.

Con este trámite se abre por un periodo de 30 días hábiles a partir del día hábil siguiente al de la publicación del anuncio en el Boletín Oficial del Estado, con el fin de que se puedan formular observaciones sobre la concepción global del trazado y sobre su impacto ambiental.