Total Terminal International Algeciras, TTI Algeciras, se enfrenta a una huelga de 10 días a partir del jueves 27 de julio, después de que la Dirección no lograse llegar a un acuerdo en las negociaciones con el Comité de Empresa sobre la renovación del convenio colectivo, caducado desde 2014.

Esta situación tendría «graves consecuencias» tanto para los trabajadores como para el sector marítimo, tal y como indican desde el terminalista, remarcando que en 2015 se había llegado a un acuerdo con los empleados.

De hecho, su intención era «cerrar un acuerdo temporal para 2016 y 2017» hasta que se aclarase la situación tras la quiebra de su accionista mayoritario, Hanjin Shipping, que ha concluido con la venta del 100% de las acciones a Hyundai Merchant Marine, HMM.

Las peticiones de los trabajadores fueron aceptadas el 13 de julio en un 90% por el Consejo de Administración, lo que precipitó el anuncio de huelga el viernes 14 de julio. Tras ello, se logró llegar a un acuerdo para aprobarlas al 99%, que desde el terminalista aseguran que intentaron trasladar sin éxito al Comité de Empresa.

Así, en la reunión celebrada en el Sistema Extrajudicial de Resolución de Conflictos Laborales en Andalucía, Sercla, los representantes de los empleados han calificado lo aprobado de «insuficiente» y han pedido una nueva subida salarial para 2016 y 2017, que se había cifrado en un 4% por año. También han rechazado la propuesta de incrementar únicamente un 2,5% los salarios para 2018.

Algunas navieras ya buscan otras alternativas

Desde TTI Algeciras, se muestran preocupados por la celebración de esta huelga y la inseguridad que podría generarse al no poder garantizar «el óptimo y puntual servicio a las más de 25 navieras que operan en la terminal«. De hecho, han informado que algunas de ellas ya se están planteando otras alternativas. En la empresa, entienden que con este tipo de acciones, el puerto se está posicionando como «inestable y conflictivo».

Por otro lado, este martes 25 de julio se llevarán a cabo labores de mantenimiento en las instalaciones que afectarán a los servicios que se prestan de forma habitual, tanto en puerta como en muelle. El servicio del puerta estará operativo desde las 08:00 hasta las 14:00 horas, mientras que las operaciones marítimas se verán interrumpidas desde las 14:00 hasta las 02:00 del día 26 de julio.