Deutsche Post DHL está buscando amplíar su flota de unos 11.500 vehículos con nuevos camiones y semirremolques que cuenten con sistemas de propulsión alternativos y modificaciones aerodinámicas. En este sentido, recientemente ha comenzado a testar en Bélgica dos semirremolques ‘Teardrop’ así como un camión propulsado con GNL.

En concreto, los vehículos serán operados por su socio en el país del Benelux, Ninatrans. La forma aerodinámica de los remolques en forma de lágrima, ‘Teardrop’, que presenta un techo curvo, ayuda a reducir la resistencia al aire, reduciendo el consumo de combustible entre un 5 y un 10% en comparación con los vehículos pesados de mercancías regulares.

Por su parte, el camión de GNL, que funciona con gas natural, apoya la estrategia 2020 de DHL para conseguir un transporte respetuoso con el medioambiente, además de lograr una reducción en el uso de combustible. Los semirremolques ‘Teardrop’, construidos por Don-Bur, y el camión de GNL, construido por Iveco, contribuirán a los esfuerzos continuos tanto de DHL como de Ninatrans para reducir las emisiones de CO2.

Dentro de su estrategia, el grupo persigue el objetivo de mejorar sus emisiones de CO2 en un 30% para 2020. En este sentido, el operador ya cuenta con 1.000 semirremolques ‘Teardrop’ en el Reino Unido, en donde se han desarrollado y modificado durante los últimos años. Sin embargo, hasta junio de 2014 estos vehículos no fueron utilizados por primera vez en la zona continental de Europa.

Entre sus características, los semirremolques incluyen el techo curvo, que ayuda a reducir la resistencia y aumentar la eficacia del combustible; un mamparo frontal delantero para reducir las turbulencias; nuevos paneles más ligeros y reciclables para ayudar a reducir el consumo de combustible, y un nuevo alerón.

En cuanto al camión, tiene un alcance de unos 700 km y está previsto que reposte el combustible de GNL en la ciudad belga de Tilburg. En general, el uso del gas natural ayudará a reducir el consumo y las emisiones de CO2 entre en un 5 y un 10%.

Deutsche Post DHL ha participado en varios proyectos de sistemas de propulsión alternativos en los últimos años, incluidos los motores híbridos, vehículos eléctricos, vehículos tanto de gas natural y biogás, así como de doble combustible, y la modificación aerodinámica de los vehículos.

A estos esfuerzos, se une la reciente adquisición de StreetScooter, una empresa dedicada a desarrollar vehículos eléctricos. La primera StreetScooter fue integrada a la flota del grupo en 2012 y actualmente se está llevando a cabo un proyecto piloto en la ciudad alemana de Bonn para transformarla en la primera localidad del país con vehículos libres de emisiones para el de reparto del correo y paquetería. Para el transporte de carga pesada, el grupo utiliza los motores híbridos, camiones de combustible dual y semirremolques ‘Teardrop’.