European Bulk Handling Installation, S.A. (Ebhisa), la terminal de graneles sólidos del puerto de Gijón, saldrá a la venta el próximo otoño, según apuntó este martes el presidente de Puertos del Estado, José Llorca.

La Autoridad Portuaria de Gijón ya ha remitido a Puertos del Estado su propuesta de cuaderno de ventas de la terminal, que ahora está analizando el organismo gestor portuario. La privatización de la terminal granelera, en la que la Autoridad Portuaria posee el 68,8% de las acciones, fue decidida en marzo del año pasado por el Gobierno central dentro del plan de racionalización del sector público empresarial y fundacional estatal.

El puerto había elaborado una primera valoración económica de sus acciones, que ha modificado después de que Ebhisa integrara los activos de Oligsa, operador logístico que era socio de Ebhisa con un 10% de su capital.

En la venta de la terminal también influye decisivamente la deuda de 465 millones de euros del puerto asturiano, consecuencia de la ampliación de El Musel y de los sobrecostes de las obras. Con el plan de privatizaciones puesto en marcha por la nueva presidenta Rosa Aza, la autoridad portuaria prevé ingresar aproximadamente 56 millones de euros, de los que 40 millones se corresponden con las acciones y las instalaciones de la terminal granelera.

Los otro socios de Ebhisa son Arcelor-Mittal con un 11,2%, el más relevante en tráficos, HC Energía con un 5% y Corporación Masaveu con el 5% restante.