Ferag ha ampliado el sistema Skyfall ubicado en la planta del proveedor de automoción Dräxlmaier en Shenyang, China, que es hasta la fecha el de mayor tamaño proporcionado por el fabricante suizo.

Compuesto por más de 18.000 carros con ganchos, su función es recoger los componentes plásticos de la máquina de moldeado por inyección y transportarlos hasta las demás estaciones de la cadena. Dada su envergadura, con un tramo aéreo de más de cinco kilómetros, ha tenido que ser instalado en varias fases.

Esta tecnología de transporte aéreo, eficiente y muy silenciosa, sirve de enlace entre dos procesos clave en la fabricación: el moldeado por inyección y el posterior acabado y montaje. Los carros con ganchos pueden cargar hasta seis componentes a la vez, depositarlos en el ‘buffer‘ y transportarlos a la siguiente estación de trabajo.

Con el Skyfall, suspendido a 10 metros de altura, ya no son necesarios los trenes de remolques que tradicionalmente se utilizan para transportar los componentes. Su diseño garantiza un funcionamiento más fiable y reduce el riesgo de accidentes en el suelo, proporcionando a su vez mayor espacio para el personal.

Toda la cadena de procesos, incluida la entrada y salida de materiales, puede llevarse a cabo de forma automática. Solamente requieren un trabajo manual las ocho estaciones de alimentación en las máquinas de moldeado por inyección y los 10 puntos de descarga en el área de acabado