El presidente de la Autoridad Portuaria de Bilbao, Asier Atutxa, y el director general de Operaciones de CLH, Juan Bonilla, han firmado un convenio de buenas prácticas ambientales, de acuerdo con la Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante, aprobada en 2011.

A través de este acuerdo, la empresa se compromete a certificar mediante controles periódicos acreditados por personal independiente que la instalación de almacenamiento con que cuenta en el puerto de Bilbao cumple los estrictos requisitos medioambientales que establece la ley, y desarrollará programas de mejora.

Por su parte, la Autoridad Portuaria aplicará las bonificaciones en las tasas que correspondan según la normativa vigente.

CLH en el País Vasco

En la actualidad, la compañía cuenta en la zona de el kalero del puerto con 20 depósitos, con una capacidad de almacenamiento de 209.000 metros cúbicos, y un cargadero automatizado de camiones cisterna con 9 isletas y 36 brazos de carga.

Además, está construyendo en la zona industrial una nueva terminal de productos petrolíferos que constará de once tanques con una capacidad de 237.000 metros cúbicos.

CLH cuenta en el País Vasco con otra instalación de almacenamiento, situada en Rivabellosa, Álava, y una red de oleoductos de 152 kilómetros de longitud. 

La compañía también está presente, a través de su filial CLH Aviación, en el aeropuerto de Bilbao, donde suministra combustibles de aviación a las aeronaves que operan en su terminal.