La Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife confía en poder recuperar el tráfico de cruceros a finales del mes de octubre, tras el parón sufrido por la crisis sanitaria del Covid-19.

Durante una reunión mantenida con representantes del Ayuntamiento y de las consignatarias Pérez y Cía y Hamilton, se ha analizado la situación actual. Para empezar, Marina Mercante debe recibir un informe por parte de la Consejería de Sanidad de Canarias que garantice la viabilidad de estas rutas de cruceros.

Una vez emitido, transcurrirían 45 días para que dé comienzo la temporada de cruceros. Actualmente ya se estudia restablecer este tráfico con los buques de TUI, siempre al 60% de capacidad, según lo que exigen las normas sanitarias, lo que supondría la llegada de unos 1.500 pasajeros semanales al puerto.

Desde las consignatarias, han hablado de las pruebas realizadas con cruceros en Grecia, por lo que es probable que se impida a los cruceristas abandonar las naves de forma autónoma, planteando excursiones y actividades burbuja. En este sentido, se han ofrecido espacios de dominio público para desarrollar propuestas dirigidas a los visitantes.

Por otro lado lado, se ha desarrollado un protocolo de actuación para evitar contagios de coronavirus y Puertos de Tenerife ha solicitado la colaboración para localizar espacios donde alojar a un posible contagiado.