El retraso de expedientes y procedimientos que encadena la Junta Arbitral de Transporte, así como la escasez de espacios de aparcamiento para camiones en la región preocupan especialmente al transporte valenciano.

Así se lo ha hecho saber FVET a la Generalitat Valenciana en el último encuentro mantenido con los máximos responsables de la consejería de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad.

En relación con la Junta Arbitral de Transporte, la organización empresarial valenciana señala la falta “endémica” de personal en este servicio de transportes y por ello solicita la incorporación de funcionarios, ya que la paralización de trámites y gestiones afecta al sector y a sus clientes.

Por otra parte, en relación con la escasez de espacios adecuados para aparcar vehículos pesados, principalmente entorno al área metropolitana de Valencia, FVET señala que no es un problema puntual, sino algo que se arrastra desde hace años, por lo que pide unas soluciones que la Administración regional ya está estudiando.

De igual manera, la patronal de los transportistas valenciano también ha insistido también en la necesidad de impulsar el acceso norte al puerto de Valencia, un proyecto lave para evitar colapsos en los accesos a la propia ciudad de Valencia y a las poblaciones situadas al sur de la capital.

En este mismo sentido, FVET estima que esta obra está llamada a mejorar y modernizar una de las infraestructuras esenciales para Valencia y responde al aumento de las necesidades de movilidad actuales.