Los envases retornables para el transporte crecerán una media anual del 6,86 entre 2014 y 2019. Así se recoge en un estudio elaborado por Research & Markets en donde se han analizado el mercado con expertos, miembros y proveedores de la industria tanto de Norte América, como de Europa y Asia Pacífico.

En este estudio, se entiende como envase retornable para el transporte los recipientes reutilizables, los palets, los contenedores portátiles, barriles, etc, que permiten un transporte eficiente y seguro de los productos a través de toda la cadena de suministro. Los materiales de estos puedes ser madera, metal o plástico.

Estos pueden ser mantenidos y administrados por los usuarios finales, o ser propiedad de estos usuarios y gestionados por un tercero. También pueden ser alquilados a un operador que participe dentro del ‘pool’, o compartidos entre varios usuarios finales y empresas de reciclaje e intercambios entre socios comerciales.

Además, en el estudio se recoge que Ifco, Kuehne + Nagel, Rehrig Pacific, Schoeller Allibert Services y SSI Schaefer son los principales usuarios en el mercado global de los envases reutilizables para el transporte.

Entre las tendencias del futuro de este mercado, destaca, precisamente, el aumento de la utilización de este tipo de envases como una forma de crear conciencia entre los consumidores de la marca. Además, esta acción puede suponer un ahorro de costes, tanto laborales, como logísticos y de eliminación de los envases.

En este sentido, el informe señala que un reto importante en el mercado es la alta inversión inicial que se debe realizar para alquilar o adquirir los envases para el transporte. Por lo tanto, con este tipo de envases, la inversión se amortizaría y conllevaría un ahorro sustancial para los usuarios finales en el largo plazo.