Grimaldi ha recibido el ‘Grande California’, el último de los siete portacoches encargados al astillero chino Yangfan.

Una vez que llegue procedente de China, el ‘Grande California’ se incorporará a la conexión ro-ro semanal que tiene la naviera entre el Mediterráneo y América del norte y que sirve regularmente a 15 puertos, como son los de Civitavecchia, Gioia Tauro, Livorno, Salerno, Savona, Valencia, Amberes, Halifax, Baltimore, Davisville, Houston, Jacksonville, Nueva York, Altamira y Veracruz.

El buque de bandera italiana, con una eslora de 199,9 metros y una manga de 36,45 metros, un tonelaje bruto de 65.255 toneladas y una velocidad de 19 nudos, puede transportar alrededor de 7.600 automóviles o, alternativamente, 5.400 metros lineales de carga y 2.737 vehículos.

De igual modo, la embarcación dispone de cuatro cubiertas elevables que le permiten transportar cualquier tipo de carga rodante de hasta 5,3 metros de altura.

Así mismo, la rampa lateral y la rampa de popa permiten la carga de unidades de hasta 150 toneladas, mientras que la configuración de sus doce cubiertas y el sistema de rampas internas minimizan el riesgo de daños a la carga durante las operaciones de carga y descarga.

Por otra parte, el buque también incorpora un motor principal controlado electrónicamente, como lo requieren las nuevas regulaciones para la reducción de emisiones de óxido de nitrógeno (NOx), así como un sistema de limpieza de gases de escape para reducir las emisiones de óxido de azufre y partículas. Además, cumple con las últimas normativas de tratamiento de agua de lastre.

El grupo espera incorporar otros quince barcos nuevos a su flota en los próximos años.