Richard Fain, hasta ahora consejero delegado de Royal Caribbean, dejará en enero de 2022 el cargo que ejercía desde hace tres décadas.

Jason Liberty, que ejercía como director financiero, será quien a partir de ese momento esta posición. Por su parte, el vicepresidente senior Naftali Holtz le sucederá a él en el cargo de director financiero.

El objetivo de Liberty es devolver al operador a los niveles pre-pandemia en un momento en que las operaciones se están reactivando, aunque a un ritmo muy lento, tras la crisis sanitaria.

El nuevo consejero delegado se incorporó a la naviera en el año 2005 como vicepresidente de Auditoría y Asesoría, y comenzó a ejercer como director financiero en 2013. Anteriormente, había trabajado en WNS Global Services y en KPMG.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px