La Consejería de Infraestructuras y Movilidad de la Xunta de Galicia ha reclamado un compromiso para seguir potenciando la competitividad del noroeste peninsular mediante su incorporación al Corredor Atlántico de Mercancías.

Esto permitiría optar a fondos comunitarios para modernizar la línea ferroviaria, tal y como se ha explicado durante un coloquio organizado por el Círculo de Empresarios de Galicia. De momento, la alianza entre las fuerzas políticas, económicas y sociales de esta región, Castilla y León y Asturias, a través de la Plataforma Atlántico Noroeste, ya ha obtenido el respaldo de la Unión Europea.

Esto abre nuevas posibilidades para la mejora de las líneas y las conexiones con los principales ejes logísticos a través de fondos europeos. Sin embargo, como denuncian desde la Xunta, en la Administración Central se ha dejado pasar la oportunidad de pedir estas ayudas para impulsar proyectos estratégicos para la competitividad del noroeste peninsular, como la salida sur de vigo.

Por su parte, desde la Plataforma, han destacado como punto positivo que los ramales del Corredor Atlántico permitirán una salida al mar de estas regiones, con el consiguiente desarrollo logístico y ferroviario. El objetivo es evitar la deslocalización de empresas y frenar la despoblación que viven ciertas zonas de España, lo que requiere una mayor apuesta por las infraestructuras.