Tras conocerse la extensión del paquete de medidas anticrisis hasta el 31 de diciembre, UNO Logística ha valorado de forma positiva la prórroga de la bonificación de 20 céntimos por litro de combustible y la rebaja del IVA de la electricidad al 5%.

No obstante, consideran que se quedan cortas y que no evitarán la caída del consumo que se prevé tras el fin de la temporada estival, teniendo en cuenta que la inflación está en niveles máximos del 8,7%.

Asimismo, tampoco se ha atendido la petición de ampliar otros 20 céntimos de euro la bonificación al transporte profesional a través de un mecanismo equivalente al de la devolución del gasóleo profesional, bien mediante una ayuda directa o, en su caso, mediante la habilitación de una tarjeta profesional.

No es lo mismo contener que rebajar”, sostienen desde la patronal, que cree que urge aprobar un plan de reformas estructurales con visión a largo plazo que ataje los verdaderos problemas del sector.

Además de la extensión de la bonificación, otras de las medidas que afectan directamente al sector son el incremento del 30% al 40% del peso de la cláusula de revisión del precio del combustible, así como la obligación de facturar el coste del combustible como concepto independiente.

Con respecto a la propuesta de elevar el impuesto a las energéticas para el próximo ejercicio, desde UNO entienden que se acabará trasladando, de una u otra manera, al consumidor e, incluso, puede elevar aún más la inflación.

Fondos europeos

Además, en relación a los 12.000 millones de euros de los fondos europeos que se transferirán desde Bruselas en las próximas semanas, esperan que la partida llegue de forma efectiva a las empresas y a la economía real.

Se espera que la contratación en la logística y el transporte supere el millón de afiliados al finalizar el primer semestre, y que el 68% de los operadores logísticos incremente su facturación a lo largo de este ejercicio, lo que debería llevar al Gobierno a priorizar las medidas para mejorar la competitividad del sector y culminar su transformación digital, e implementar una «política fiscal amable«.

Por último, el presidente de la patronal, Francisco Aranda, ha respondido a la amenaza de un nuevo paro patronal: “Estamos totalmente en contra de cualquier tipo de movilización que podría resultar letal para la economía española en un momento en el que todo apunta a una posible entrada en recesión a la vuelta del verano”.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110