Con el fin de adaptarse a los cambios del mercado y a las necesidades de sus clientes, Chep ha lanzado un nuevo diseño de su tradicional palet de madera de 1.200 x 800 mm, que ya están utilizando sus clientes en 23 países.

Cuenta con una plataforma más robusta, lo que le confiere una calidad y una seguridad mucho mayores, además de mejorar su rendimiento y durabilidad. Además, se mantienen las mismas dimensiones y tolerancias, con el fin de que las operaciones en la cadena de suministro y los almacenes automáticos no se vean en ningún momento afectadas.

Tras un análisis exhaustivo para optimizar sus prestaciones, la superficie cubierta con material se ha incrementado hasta un 90,6%, lo que supone una importante reducción del potencial riesgo de daño en el embalaje.

El objetivo del fabricante es proporcionar el mejor servicio a sus clientes y de hecho, en España ya se han entregado tres millones de palets del nuevo modelo, de un total de 5,7 registrado en todo el continente europeo.

Todos ellos cumplen con la nueva normativa ISPM15, que afecta a todos los envíos de embalajes de madera destinados o con origen en las Islas Canarias. Chep ha destinado parte de su inversión en el área de la innovación a garantizar la adaptación de sus clientes a esta regulación y está desarrollando algoritmos basados en Inteligencia Artificial para detectar la marca ISPM15 de forma automática y con un mayor nivel de precisión.