portacontenedores-en-el-puerto-de-valencia

La nueva línea conecta los puertos de Valencia y Barcelona con los de Mallorca, Ibiza, Menorca y Formentera.

El Grupo Moldtrans ha puesto en marcha un nuevo servicio de transporte marítimo y terrestre para facilitar el envío de mercancías entre la Península Ibérica y el archipiélago balear. La nueva línea multimodal conecta los puertos de Valencia y Barcelona con los de Palma de Mallorca, Ibiza, Menorca y Formentera desde donde se gestiona la distribución capilar de los envíos en todo el archipiélago balear.

El servicio puede contratarse en las modalidades de grupaje, carga fraccionada y lotes, según el volumen de mercancías. La distribución se lleva a cabo mediante la empresa local Angel24, que cuenta con seis centros logísticos en las islas.

La región de Baleares es la que más ha crecido en los últimos cuatro años y para 2019 se prevé un incremento del 2,5% en su economía, por encima de la media nacional. Esto se refleja en el aumento de los tráficos en el puerto de Palma, que ha movido en 2018 unas 10.000 toneladas de mercancía y más de 357.000 vehículos.

Sin embargo, el transporte entre la Península Ibérica y Baleares siempre ha supuesto dificultades para las empresas, debido a la limitada capacidad de carga y el elevado coste de la oferta existente, que frenan su competitividad.

Ahora, Moldtrans ofrece una nueva conexión con frecuencias diarias, servicios de distribución interinsular y una elevada fiabilidad, que se suma a los servicios de transporte terrestre, marítimo y aéreo que lleva a cabo desde sus 17 localizaciones de España y Portugal, junto a una red de agentes europeos e internacionales.

Este servicio se suma a la actual gama de servicios de transporte terrestre, marítimo y aéreo del grupo, llevado a cabo desde sus 17 localizaciones en España y Portugal y la red de corresponsables europeos y agentes internacionales.