Lufthansa construirá un nuevo centro logístico en el aeropuerto de Frankfurt

Se trata de la quinta huelga de los pilotos de Lufthansa en este 2014.

Después de la huelga mantenida en estas dos últimas semanas por los pilotos de Air France, que ha obligado a la compañía aposponer su proyecto de desarrollar una línea ‘low cost’ bajo la enseña Transavia, ahora toman el relevo los pilotos de Lufthansa, que dieron inicio este pasado lunes, en el aeropuerto de Francfurt, a la huelga parcial de 15 horas anunciada la víspera, como consecuencia de las diferencias que mantienen por la reforma de la jubilación anticipada.

La huelga a afectado a 25 vuelos de largo recorrido, el 43,8% del total, de los que tenían previsto despegar este pasado lunes entre las 8.00 y las 23.00 horas.

No obstante, Lufthansa, ha elaborado un plan especial de vuelo con el objetivo de garantizar más de la mitad de los vuelos intercontinentales.

«Confiamos en poder llevar a cabo nuestro plan especial de vuelo«, declaraba hoy un portavoz de la compañía, que dejaría en 25 los vuelos cancelados, muchos de ellos con destino a Estados Unidos.

El principal punto de desacuerdo entre los pilotos y la compañía es la reforma de la jubilación anticipada a la que podían optar hasta ahora los 5.400 pilotos de la compañía, que permite a los comandantes dejar de trabajar a partir de los 55 años con un 60% de su sueldo base.

Según Lufthansa, los comandantes llegan a la jubilación anticipada con una media de edad de 59 años y su objetivo es retrasarla gradualmente hasta los 61 años.

El sindicato decidió limitar la huelga a los vuelos intercontinentales aunque, en comparación con los cuatro paros anteriores, ha optado por ampliar su duración.

Según Lufthansa, estaba previsto que 32 vuelos intercontinentales puedan despegar durante las horas de la huelga desde Fráncfort, una gran parte conducidos por pilotos voluntarios. Así, se han visto afectados, entre otros, destinos como Singapur, Bangkok y Chicago (EEUU).

Sin embargo, los vuelos de corto y medio recorrido no se han visto afectados, ni tampoco los intercontinentales con origen en los aeropuertos de Múnich y Düsseldorf.

Las otras compañías aéreas del grupo Lufthansa, como Swiss, Austrian, Germanwings, Brussels Airlines y Air Dolomiti, han operado sin alteraciones en los planes de vuelo.

Quinta huelga convocada por los pilotos en 2014

Desde Lufthansa, el presidente de la aerolínea, Carsten Spohr, pidió disculpas a sus clientes al tiempo que lanzó duras críticas contra el sindicato y declaró que la oleada de paros ha causado daños con consecuencias impredecibles para los 120.000 empleados de la aerolínea.

Desde abril Lufthansa y Germanwings han cancelado 4.300 vuelos por las huelgas de los pilotos, que han afectado a 480.000 personas.

Se trata de la quinta huelga que convocan este año los pilotos de la principal línea aérea alemana. En las anteriores dejaron en tierra unos 4.300 aparatos y a cientos de miles de pasajeros.

El fin de semana trascendió que Lufthansa estudia la posibilidad de emplear a pilotos externos en los vuelos de larga distancia para ahorrar costes.