Los pasados 4 y 5 de febrero entró en servicio en Trujillo, Perú, la primera estación móvil para el suministro de gas natural licuado (GNL) como combustible de Sudamérica. Dicha estación de repostaje, denominada ‘Micro Refueler’, esta pensada para dar servicio a vehículos de carga pesada y transporte de pasajeros.

Cuenta con una cisterna con cuerpo interior y exterior de acero inoxidable y con una capacidad 25 m³ de GNL, que permitirá suministrar hasta un total de 30 unidades de transporte con una sola carga. También incorpora un dispensador integrado y con un sistema de gestión de pagos incorporado. El 7 de este mes de febrero se procedió al primer repostaje de una cabeza tractora Scania G410.

El desarrollo de esta gasinera móvil es el primer paso del proyecto Corredor Verde, cuyo objetivo es fomentar la introducción de estaciones de servicio de GNL a lo largo de toda la costa norte de Perú.

Esta unidad ha sido desarrollada por Vakuum, empresa del Grupo HAM, para uno de los distribuidores de gas natural de Perú. En los últimos años este grupo empresarial ha apostado por su desarrollo en Perú a través de su filial HAM Perú, contemplando en su plan estratégico ampliar su actividad a otros países de Latinoamérica.