El primer tren de suministro sanitario procedente de China ya se encuentra en tránsito, desde la estación ferroviaria de Yiwu con destino Madrid, cargado con 34,6 millones de mascarillas quirúrgicas y 400.000 buzos desechables.

De esta manera, el Ministerio de Sanidad busca optimizar los costes derivados de estas importaciones ya que el transporte vía férrea es quince veces más barato que a través de avión, por lo que se utiliza para aquellos materiales cuyo suministro no es urgente, ya que está cubierto dentro del Sistema Nacional de Salud.

Así pues, con este envío, Sanidad busca conformar una reserva estratégica nacional y autonómica, a través del refuerzo de compra puesto a disposición de las 19 comunidades y ciudades autónomas.

El convoy, que consta  de 35 vagones cuya capacidad tiene una equivalencia aproximada a la de cuatro aviones de gran carga, partió de Yiwu el pasado 3 de junio y tiene prevista su llegada a la terminal de Abroñigal a finales de mes.

Además, también están en trayecto dos contenedores acoplados a otros trenes comerciales que partieron de Yiwu el pasado 23 de mayo y se encuentran en estos momentos atravesando Rusia, a la altura de Kandurovka con alrededor de tres millones de mascarillas quirúrgicas. Llegarán a Madrid a mediados de este mes.

Al mismo tiempo, las autoridades sanitarias mantienen la llegada de aviones se mantiene con regularidad para aquellos materiales cuya necesidad es más inmediata como es el caso de los guantes de nitrilo.