El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ha formalizado el contrato de servicios para la redacción del estudio informativo del Corredor Cantábrico-Mediterráneo, en el tramo que va de Bilbao a Santander.

La unión temporal de empresas conformada por WSP Spain-Apia y Sener Ingeniería y Sistemas realizará los trabajos por un importe de 1.254.467 euros, con un plazo de ejecución total de 24 meses, que podría prorrogarse en función de las necesidades.

Con estas labores se realizará un estudio sobre una nueva línea ferroviaria entre Bilbao y Santander, que mejore los servicios existentes a día de hoy y que resulte competitiva con los desplazamientos por carretera.

La línea debería ser apta para tráfico mixto de viajeros y mercancías y se procurará, siempre que sea posible, que las alternativas planteadas incluyan parada tanto en Castro Urdiales como en Laredo.

El contrato se divide en tres fases bien definidas, con un estudio inicial de alternativas y su examen técnico, ambiental y de viabilidad.

Posteriormente, las alternativas que se consideren viables en esta primera fase, serían desarrolladas en una segunda fase, que incluiría también el correspondiente estudio de impacto ambiental.

Mientras, la tercera fase incluiría el apoyo en los trámites a los que deba someterse el estudio, como los de información pública y audiencia a las Administraciones.