Como ya había adelantado cadenadesuministro.es, Amazon se instalará próximamente en Vizcaya, aunque por el momento no lo hará en la parcela que ocupan las instalaciones de Babcock Wilcox en Valle de Trápaga y que parecía ser el lugar escogido para este desarrollo.

Dado que el proyecto se estaba alargando, la multinacional ha optado por una solución temporal hasta que pueda disponer de los terrenos, consistente en la apertura en 2019 de un almacén de tamaño medio en la localidad de Lezama, tal y como señala el diario El Correo.

Para ello, cuentan con una nave industrial situada en el polígono de La Cruz en la que no se prevé la realización de ningún tipo de obra, aunque sí se adaptará el inmueble a las necesidades particulares del e-tailer, que suele escoger espacios amplios, rectangulares y con pocas columnas.

El almacén está bien comunicado por carretera, de modo que facilitará la distribución en Bilbao, Cantabria, Guipúzcoa y la comarca vizcaína de Duranguesado. También se encuentra cerca del aeropuerto de Bilbao.

En cuanto a la parcela de 90.000 m² de Babcock Wilcox, está siendo gestionada por la administración concursal de la fábrica, ya quebrada. Las modificaciones que solicita Amazon, como la recalificación del suelo, han de ser todavía validadas por la administración vasca y el Ayuntamiento de la localidad, trámites que se están prolongando en el tiempo y que han motivado la adopción de esta solución temporal por parte del e-tailer.