camion-san-cristobal-asetra

Más de 100 camiones han sido bendecidos en la fiesta de Asetra.

Los transportistas de Segovia han celebrado este sábado 8 de julio la festividad del patrón de los conductores, San Cristóbal, en un fiesta organizada por la Asociación Segoviana de Empresarios de Transporte, Asetra.

Durante el día ha tenido lugar la tradicional Misa y bendición de los vehículos, se han conocido los ganadores del concurso ‘Sobre ruedas’ y se ha acompañado la comida de la hermandad con un espectáculo de magia y un sorteo de regalos.

Más de 100 camiones han desfilado engalanados para recibir las bendiciones del párroco tras la Misa celebrada en el Salón de Actos del Centro de Transportes de Segovia. No obstante, ha sido un autobús, el de los servicios urbanos de Segovia, el que ha ganado el premio al vehículo mejor engalanado.

Este no ha sido el único premio entregado durante el día, ya que también se han conocido los ganadores del I Certamen de relato, poesía y fotografía ‘Sobre Ruedas’ que ha organizado la asociación.

Belén Donaire y Mónica Arribas han ganado el premio de relatos en la categoría socios y no socios, respectivamente, y Enrique del Barrio el de fotografía, mientras que el concurso de poesía ha quedado desierto, aunque no faltaron unos versos de Antonio Machado recitados por el presidente de Asetra, Juan Andrés Saiz Garrido.

«A sentir el honor de ser transportistas»

En un pequeño brindis durante la comida, Saiz se ha mostrado optimista de cara al futuro. «No se si somos más, pero sí se que somos mejores, porque hemos conseguido superar la peor crisis del transporte que ha conocido este país».

El autobús de los servicios urbanos de Segovia gana el premio al vehículo mejor engalanado

El autobús de los servicios urbanos de Segovia gana el premio al vehículo mejor engalanado.

«Sin querer extenderse mucho más», el presidente de Asetra sólo ha trasladado a los presentes un deseo: «que el año que viene sigan siendo más y mejores y, mientras tanto, sientan la dignidad y el orgullo de ser conductores y transportistas, recordando que en la carretera son ante todo compañeros».

No obstante, y pesar de ser una jornada de fiesta, también ha trasladado alguna reivindicación, como la necesidad de conservar las carreteras de la provincia y lograr la circunvalación de Segovia, entre otras cuestiones.

El cochinillo no podía faltar en una fiesta segoviana y, tras la degustación del mismo, los casi 200 asistentes a la fiesta han participado en un sorteo de regalos donados por las empresas segovianas y han podido disfrutar de un espectáculo de magia.