El sector de las carretillas elevadoras es uno de los primeros en los que se ha demostrado la viabilidad y rentabilidad de la tecnología del hidrógeno y las pilas de combustible. Este tipo de equipos se reabastecen muy rápidamente y ofrecen mayor productividad y el máximo rendimiento durante todo el turno de trabajo.

El Grupo Calvera, que ya había fabricado hidrogeneras de pequeño y medio tamaño para carretillas con destino al mercado exterior, está desarrollando ahora la de mayor capacidad del mercado, asumiendo todas las fases del proceso, desde la ingeniería al desarrollo completo.

Este equipo, que se caracteriza por su flexibilidad y su velocidad de dispensado, que puede llegar al suministro de 120 carretillas diarias, se adapta tanto a las necesidades actuales de los clientes como a las derivadas de un posible aumento de la demanda.

Con más de 40 años de trayectoria, es actualmente el único fabricante de hidrogeneras completas de España y el principal del sur de Europa. Entre sus logros más recientes se encuentra la fabricación y entrega de la primera hidrogenera de coches a 700 bares de España, ubicada en Madrid, que ha sido homologada internacionalmente.