Entre el lunes de esta semana y hasta el próximo viernes, 4 de diciembre, la Policía Municipal de Bilbao llevará a cabo una campaña de vigilancia y control de transporte de mercancías.

La iniciativa, que se enmarca en el Plan Estratégico de Seguridad Vial y Movilidad Segura de Euskadi, se centrará de manera especial en las furgonetas que realizan la distribución urbana y tendrá un doble objetivo.

En relación con la Ley de Tráfico, la Policía Municipal de la capital vizcaína comprobará permisos de conducir, vigencia de los seguros y condiciones técnicas óptimas del vehículo, como tener la ITV en regla.

Por otro lado, los agentes realizarán controles y vigilancia de los vehículos dedicados al transporte de mercancías de acuerdo con el ROTT para centrarse especialmente en verificar las tarjetas de transporte, los tiempos de conducción y descanso marcados en el tacógrafo, si los conductores cuentan con el CAP, así como el cumplimiento de las condiciones de transporte de la mercancía en relación con productos perecederos.

Durante 2019, la Policía Municipal de Bilbao realizó un total de cuatro campañas en este ámbito, en las que se controlaron un total de 440 y que sirvieron para detectar hasta 31 infracciones, de las que una mayoría, 22 en total, estaban relacionadas con incumplimientos en la ITV.