Los 1.900 estibadores del puerto de Felixstowe han iniciado una huelga de ocho días de duración, hasta el 29 de agosto próximo, para pedir incrementos salariales.

El enclave juega un papel clave en el suministro de mercancías al Reino Unido, toda vez que es el que recibe un mayor tráfico de contenedores del archipiélago británico.

En este sentido, una posible prolongación del conflicto laboral en los muelles durante más tiempo del inicialmente previsto puede conducir a nuevos problemas en las cadenas de suministro que abastecen al país, encadenando así una nueva crisis tras el ‘Brexit’, la pandemia y las sucesivas alteraciones en los flujos globales de contenedores que se vienen registrando desde hace más de dos años.

Los representantes de los trabajadores de la estiba del recinto portuario británico han rechazado una propuesta de incremento salarial medio de un 7% presentada por Hutchinson, que consideran por debajo de la subida de la inflación que se registra en el Reino Unido. Según su criterio, los buenos resultados de la compañía permiten que la subida de los emolumentos que perciben los estibadores pueda ser mayor.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110