Con el final de la Semana Santa ha acabado también la fase más dura del confinamiento para evitar la extensión de la pandemia de coronavirus.

En consonancia, el Gobierno ha permitido la semana pasada que algunas actividades vuelvan a realizarse y eso se ha dejado notar de manera efectiva en un ligero incremento en el número de camiones en circulación por las carreteras españolas, tras dos semanas de fuerte retrocesos.

Sin embargo, y pese a que la cantidad de vehículos pesados en las carreteras ha sido durante los últimos siete días la mayor de todo el mes de abril, también sigue muy por debajo de lo que sería habitual.

En este sentido, el pasado lunes, 13 del corriente, se registró el movimiento de 150.455 camiones, un 54,17% menos que en un día equivalente y 44,67% del total de vehículos en circulación ese día.

En la jornada posterior, la del martes 14, se totalizaron 233.471 vehículos pesados circulando, un 33,39% menos que en un martes de abril similar, y un 45,5% del tráfico total, mientras que el miércoles, la cifra de camiones en movimiento ascendió hasta los 245.124, un 30,06% menos que en fechas similares y 47,35% del movimiento total del país.

Aun así, el pico máximo de tráfico pesado semanal se registró el jueves, día 15, cuando circularon 247.600 camiones por las carreteras del país, un 46,56% del tráfico total del país y 29,36% menos que en una fecha similar.

A partir del viernes se nota un nuevo descenso en el movimiento de vehículos pesados, con un total diario de 228.488 camiones, un 44,44% del total diario y 32,02% menos, aunque las menores cifras de movimiento se han dado el pasado fin de semana, como suele ser habitual.

Así pues, el sábado se movieron en España 93.845 camiones, un 41,76% menos de lo habitual, y el domingo circularon 69.736, un 47,31% menos de lo normal y, pese a todo, alcanzaron un 51,3% del tráfico rodado total del país del 19 de abril.