Las medidas de aislamiento dictadas el pasado fin de semana por el Gobierno italiano para la región de Lombardía y otras 14 provincias del país transalpino hasta el 3 de abril no restringen el transporte de mercancías en esta zona.

El Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación Internacional ha informado mediante una nota que de que las restricciones no prohíben viajar “por razones comerciales comprobadas”, presupuesto en el que cabe el transporte de mercancías, ya que, como aclara CETM, se considera una necesidad de trabajo y se encuentra dentro de las excepciones establecidas por exigencias laborales.

La medida prohíbe la entrada o salida de Lombardía, Módena, Parma, Piacenza, Reggio Emilia, Rimini, Pésaro-Urbino, Venecia, Pádua, Verbano-Cusio-Ossola, Treviso, Novara, Vercelli, Asti y Alessandria hasta primeros de abril, salvo que se trate de motivos extraordinarios o exigencias laborales.

Así pues, a menos que las personas que realizan los desplazamientos estén sujetas a cuarentena o hayan dado positivo en el virus, “los trabajadores transfronterizos podrán entrar y salir de los territorios” para realizar sus trabajos y regresar a sus países de origen, tal y como se especifica en la nota emitida por el Ministerio.

Además, en caso de que control policial, los transportistas podrán probar el motivo comercial de su desplazamiento mediante cualquier medio, incluida una declaración que se puede hacer a la policía en caso de cualquier control.