El consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Valencia ha otorgado licencia provisional para la prestación del servicio portuario de suministro de gas natural licuado (GNL) a buques, mediante camión cisterna, en el puerto de Valencia a ESK.

Esta autorización administrativa por un plazo de dos años, estará en vigor hasta el 19 de diciembre de 2021, o, si se produjese antes, hasta que se adapte un nuevo pliego de prescripciones particulares aprobado en relación con este servicio.

La valenciana ESK, fundada en 1970, centra su actividad en el transporte de mercancías peligrosas, principalmente todo tipo de gases, así como de otros productos específicos, con la entrega de más de 1.200 toneladas a diario tanto a nivel nacional como internacional.

La empresa levantina de transporte dispone de bases con taller y aparcamientos en Huelva, Zaragoza, y Tarragona, que junto a su sede central situada en Valencia, suman una superficie total de 49.000 m².

Además, en su central del municipio valenciano de Albuixech, la compañía también cuenta con una instalación de desgasificación y despresurización de cisternas de mercancías peligrosas.

Por otro lado, la empresa de transporte dispone de una flota compuesta por 130 unidades dedicadas principalmente al movimiento nacional e internacional de mercancías peligrosas.