Repostando Adblue

Las multas por no utilizar Adblue o utilizar sistemas que simulen su utilización pueden llegar a los 20.000 euros.

La Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España, Fenadismer, ha recordado las importantes consecuencias económicas que puede conllevar el uso de sistemas electrónicos a bordo de los camiones que simulan que se está utilizando Adblue cuando no se está haciendo en realidad.

La introducción del AdBlue corresponde con la puesta en circulación en 2009 de los nuevos camiones Euro 5 y Euro 6. Su utilización permite una disminución de los óxidos de nitrógeno en un 50% y de las de partículas en un 75% respecto de lo que emitían los vehículos hace 20 años. Sin embargo, en los últimos años los agentes de Tráfico están detectando en los controles a transportistas que algunos camiones, tanto nacionales como extranjeros, están realizando prácticas fraudulentas en este sentido.

Esto supone graves perjuicios tanto medioambientales como para la competencia leal entre las empresas. Además, se trata de una infracción que puede ser sancionada con una multa de hasta 20.000 euros conforme establece la vigente Ley de calidad del aire y protección a la atmósfera.