La Autoridad Portuaria de Baleares ofrece nuevas reducciones y bonificaciones en sus tasas al trafico maritimo

La Autoridad Portuaria de Baleares ta ofrece una reducción del 10% a la de la mercancía en los cinco puertos que gestiona.

La Autoridad Portuaria de Baleares aumentará en 2016 la bonificación al tráfico de combustibles a granel líquidos con el fin de abaratar los costes del transporte de los carburantes. La rebaja se aplicará en un 23% tanto a la tasa al buque como a la de la mercancía y se calcula que el ahorro que supondrá a las navieras superará los 200.000 euros.

Además, la APB aplicará de nuevo la bonificación máxima que permite la ley a las escalas de cruceros turísticos que recalen en los puertos de Mahón, Alcudia y la Savina, con el fin de incentivar estos tráficos y coadyuvar al desarrollo económico y social de su entorno.

En concreto, los cruceros que hagan escala en estos puertos tienen una bonificación del 40% tanto en la tasa del buque como en la del pasaje.

Con el mismo objetivo, la APB continúa aplicando en el puerto de Mahón una bonificación del transporte regular de mercancías y pasajeros, con una reducción del 20% de las tasas del buque, del pasaje y de la mercancía.

Los puertos de Palma e Ibiza aplicarán también en 2016 bonificaciones a los cruceros que oscilan del 10% al 40%, en función del número de escalas, el tamaño del buque y otras condiciones de aplicación específicas, como los incentivos por recalar en varios puertos de la APB y la aplicación del valor máximo de bonificación en temporada baja.

Interés general

La APB calcula en cerca de 16 millones de euros la reducción de sus ingresos para 2016 a consecuencia de la aplicación de estas bonificaciones y de las reducciones de tasas a los servicios marítimos interinsulares.

Sin embargo, se prevé que estas medidas contribuyan a reducir el coste de la insularidad. Estas ayudas se suman a la reducción que la Autoridad Portuaria ya viene aplicando desde hace varios ejercicios del 30% en la tasa al pasaje y del 10% en la de la mercancía en los cinco puertos de interés general que gestiona, para contribuir en la incentivación de la actividad económica de las islas.

Además, cabe recordar que la APB aplica en sus puertos la máxima bonificación que permite la ley por el hecho insular en las tasas por los servicios marítimos con otros puertos situados fuera del archipiélago. En concreto, el 40% en las tasas del buque y de la mercancía, del 45% a los pasajeros y del 60% a los vehículos en régimen de transporte.