Desarrollada sobre la base de la eVito Tourer fabricado en Vitoria, que aúna la versatilidad de la Clase V con los beneficios de la tracción eléctrica como punto de referencia en su segmento, Mercedes ofrece una autonomía de hasta 357 kilómetros y una potencia máxima de 150 kW, con la nueva eVito furgón Long Range.

Este desarrollo local se ha llevado a cabo en colaboración con el departamento de homologaciones de Mercedes-Benz Vans España, y se concreta en el furgón eléctrico más potente y con mayor autonomía disponible en la actualidad.

La energía es suministrada por la batería de iones de litio refrigerada por agua, con una capacidad útil de 90 kWh (100 kWh capacidad instalada). Puede cargarse con una potencia máxima de hasta 110 kW en una estación de carga adecuada y en menos de 45 minutos es posible cargar del 10 al 80% de la batería.

El modelo es una eVito furgón Long Rangeque se ha mostrado en una presentación a la prensa especializada en la que se ha dado a conocer las diferentes adaptaciones realizadas por carroceros para mostrar la versatilidad de la gama de comerciales eléctricos del fabricante.

eVito furgón Long Range carrozada por Erke

La empresa guipuzcoana Erke especializada en el equipamiento de vehículos de servicio, ha sido la encargada de la modificación para convertirlo en furgón, que se ha realizado en sus instalaciones de Alcalá de Henares.

Se han eliminado los asientos y revestimientos traseros de forma que se ofrece el mismo espacio de carga que la versión furgón de serie, pero que ahora dispone de una autonomía de 357 km (WLTP) ampliando considerablemente su área de reparto con un nivel de prestaciones adecuado para afrontar rutas interurbanas y la posibilidad de cargar la batería en pocos minutos.

Las principales modificaciones efectuadas han consistido en el montaje de un panel separador entre los asientos delanteros y la zona de carga, para acondicionar el espacio según las necesidades de cada usuario. Igualmente se ha panelado interiormente la zona de carga en polipropileno y se ha incluido iluminación LED.

El suelo se ha recubierto con madera finlandesa cortada a medida, de extraordinaria resistencia a tracción al que se atornillan directamente las baldas evitando tener que perforar el piso del vehículo. También se han montado estantes con una capacidad de carga de 120 kg, a pesar de lo cual el peso del conjunto de los muebles es de solo 56,20 kg que apenas afecta a la capacidad de carga.

Finalmente, en el interior de la zona acristalara se ha montado una chapa metálica de seguridad y un vinilo blanco opaco por fuera del cristal, para uniformizar el acabado con el de la carrocería. El espacio de carga así obtenido es de 6,6 m³ y con un PMA de 3.500 kg.

La gama de furgonetas eléctricas de Mercedes se completará en 2022 con la versión eléctrica de la nueva Citan, ampliando así la oferta de vehículos eléctricos al segmento de las furgonetas pequeñas.