Merlin Properties sigue impulsando medidas de sostenibilidad en su parque de activos y ha puesto en marcha un plan para instalar paneles fotovoltaicos en su cartera de activos de las áreas de oficinas, logística y centros comerciales.

Con esta iniciativa, la socimi quiere posicionarse como el mayor productor de energía fotovoltaica en instalaciones de autoconsumo de la Península dentro del sector inmobiliario.

Este proyecto se inicia con una primera fase en la que ya se han ejecutado tres pilotos en su nave logística de Meco, así como en dos edificios de oficinas ubicados en el Parque Empresarial de Sanchinarro y en el edificio Aquamarina de la ciudad de Madrid.

Primera fase

Tras este comienzo, la compañía continuará instalando placas fotovoltaicas sobre las cubiertas de 24 activos de su cartera, con una inversión de 26,1 millones de euros y una capacidad instalada de 37,1 MWp.

Entre estos 24 activos se encuentran nueve plataformas logísticas distribuidas entre Cabanillas del Campo, Pinto, Getafe, Seseña, Valencia así como el complejo logístico de la ZAL de Sevilla.

De igual modo, también cubre a once edificios de oficinas ubicados entre Madrid y Barcelona, así como a cuatro centros comerciales distribuidos por toda la geografía española: Arturo Soria Plaza en Madrid, Larios Centro en Málaga, Porto Pi en Mallorca y Saler en Valencia.

Esta primera fase, que se prolongará durante dos años, supondrá un ahorro anual de 8.794.293 kg en emisiones de CO2, el equivalente a casi 180.000 árboles, lo que, según los cálculos de la socimi, representa el 75% de los árboles existentes en la ciudad de Madrid.