Nissan Motor Ibérica ha aumentado la producción de la furgoneta eléctrica e-NV200 que fabrica en Barcelona, tras el parón veraniego, hasta alcanzar las 79 unidades diarias, con el fin de hacer frente a las crecientes necesidades existentes para un reparto de última milla medioambientalmente sostenible.

En los siete primeros meses de 2019, la marca japonesa ya ha fabricado más de 7.000 furgonetas e-NV200 en sus instalaciones barcelonesa, las únicas de todo el mundo en que la compañía fabrica la e-NV200 desde 2014, un 126% más que en el mismo período del año anterior y mil unidades más que las ensambladas durante todo 2018.

Para poder hacer frente a este aumento de la actividad, Nissan ha aprovechado el parón estival para aumentar la capacidad de la planta de baterías, ubicada dentro de la planta de de la Zona Franca, que una vez completada, después de Navidad, aumentará un 50% la capacidad de ensamblaje de baterías.

Además, desde septiembre hasta diciembre 2019, el fabricante nipón tiene previsto trabajar varios sábados para dar respuesta al aumento de la demanda que se está produciendo.

El 89% de la producción de este vehículo ligero eléctrico se exporta a diferentes mercados de todo el mundo. Así mismo, en España, la furgoneta e-NV200 ha alcanzado una cuota de mercado del 42% en su segmento durante el primer semestre de 2019.