En un año marcado por el impacto de la crisis sanitaria, y, a lo mejor, precisamente a causa de la pandemia, los precios de los servicios logísticos han mantenido una constante tendencia al alza entre enero y septiembre de 2020 que contrasta en el tercer cuarto del ejercicio con la estabilidad que mantenían hace un año.

Por un lado, el transporte marítimo de mercancías, según los datos hechos públicos por el Instituto Nacional de Estadística, crece un 3,8% anual, aunque, por contra, retrocede un 0,5% con respecto al segundo trimestre de 2020, para colocarse en un índice de 97,213 puntos con base 100 en 2010.

Los precios del depósito y almacenamiento de mercancías, por su parte, han crecido un 1,4% anual y, de igual manera, se elevan un 0,1% trimestral para quedar establecidos en un índice de 99,970 puntos.

De igual modo, la manipulación de mercancías, se incrementa en términos interanuales un 1,2% anual y crece un 0,1% frente al segundo cuarto de este mismo ejercicio, con lo que, de este modo, queda en un índice para el período de 102,075 puntos.

Por último, de entre los servicios logísticos analizados por el INE, los precios de las actividades postales y de correo crecen con fuerza un 0,3% trimestral y, en la misma línea, repuntan un 2,9% en cómputo anual.

Con ello, su índice para el período se coloca en los 116,663 puntos con base 100 en 2010, el más alto de todos los servicios de actividades logísticas cuyos precios analiza la institución oficial.