reefer contenedores temperatura controlada

La naviera utilizará buques de la categoría L-Type, con 1.400 enchufes a bordo.

Maersk iniciará diversos cambios en junio de 2019 para optimizar su red entre América Latina y el norte de Europa, adaptándose a las necesidades de sus clientes en la zona, pero manteniendo unos costes competitivos. Esto proporcionará mayor conectividad y flexibilidad, especialmente para la carga refrigerada, además de mejoras en los tiempos de tránsito y en los flujos de mercancía.

Además, tiene previsto lanzar el nuevo servicio CLX, que conectará Chile, Perú, Panamá y Colombia con el norte de Europa. La integración de las redes de Maersk y Hamburg Süd brindará a los clientes una mayor cobertura, más servicios directos, acceso a una amplia red de buques ‘feeder’ y múltiples opciones de transbordo, tiempos de tránsito competitivos y una elevada fiabilidad.

CLX ofrecerá cobertura directa entre Chile, Perú, Colombia, Alemania, Reino Unido, Países Bajos y Bélgica. La naviera, que utilizará buques más grandes, de la categoría L-Type, con 1.400 enchufes a bordo, iniciará esta conexión el 10 de junio con el Luna Maersk.

Por su parte, el Costa Rica Express continuará proporcionando cobertura directa entre Costa Rica, Belice, México, Panamá y Europa del Norte, mientras Ecubex, que conecta Ecuador con el norte de Europa, también recalará en Colombia y Reino Unido. Para garantizar que los tiempos de tránsito sigan siendo óptimos, dejará de escalar en el puerto de Balboa, en Panamá, y en el de Rotterdam, que serán cubiertos por otros servicios.