El Gobierno vasco ha articulado un paquete de ayudas al sector del transporte por carretera, tanto de mercancías como de viajeros que ya ha sido publicado oficialmente esta misma semana.

Entre ellas se encuentra una partida de 235.000 euros destinada a fomentar el cese de actividad de los transportistas autónomos que tengan entre 63 y 64 años de edad, según refiere Guitrans.

La cuantía máxima de estas ayudas será de 4.100 euros por cada seis meses completos que al transportista le falten para cumplir la edad de sesenta y cinco años, en los supuestos de transporte público de mercancías en vehículo pesado, así como de 2.600 euros por cada seis meses completos para transportistas de ligeros.

De igual modo, le corresponderán 10.000 euros al transportista al que se le hubiera declarado incapacidad permanente absoluta o total o gran invalidez.

Los candidatos deberán haber sido titulares de forma ininterrumpida durante los últimos diez años de una autorización vigente de transporte público de mercancías con un máximo de tres copias, entre otros requisitos.

Fomento de las nuevas tecnologías

De igual manera, otra línea se dirige a fomentar la implantación de nuevas tecnologías y seguridad, así como de sistemas de calidad y de gestión medioambiental en las empresas vascas de transporte por carretera, ya sean de viajeros, o de mercancías.

Para estos desarrollo, en el caso de implantación de sistemas de localización y gestión de flotas se subvencionará el 30% del costo global con un límite máximo de 6.000 euros por beneficiario.

En el supuesto de implantación de elementos de seguridad que contribuyan a una conducción eficiente y segura, el 30% del costo global, con un máximo de 6.000 euros.