Linde Material Handling ha desarrollado dos soluciones de última tecnología que aseguran medios de prevención contra el contagio del Covid-19 a través de dispositivos que controlan el mantenimiento de la distancia de seguridad.

Con este fin, la compañía ha creado el chaleco de seguridad Linde Secure Distance Vest y la unidad portátil Linde Distance Beeper, pensados para su uso en instalaciones logísticaso como almacenes y áreas de carga, que utilizan advertencias auditivas, visuales y hápticas si los usuarios se acercan demasiado.

Por un lado, el Secure Distance Vest es un chaleco que monitoriza continuamente el cumplimiento de la distancia mínima necesaria entre los empleados y emite alertas en forma de destellos, sonidos de advertencia y vibraciones.

Para ello, utilizan una tecnología de banda ultra ancha que funciona incluso a través de paredes, estanterías o puertas y no requiere ninguna infraestructura técnica adicional.

Así mismo, incorpora una función opcional de seguimiento y localización que permite saber quién ha estado en las proximidades de la persona que ha dado positivo. De esta manera, las empresas pueden evitar tener que poner en cuarentena a toda la plantilla. Todos los datos se borran después de cuatro semanas como máximo.

Por otra parte, el Distance Beeper es una unidad portátil que se sujetan a la ropa, al cinturón o mediante pulseras, por ejemplo, y ofrecen a las empresas la misma gama de funciones que el otro dispositivo.

Tanto los chalecos como las unidades portátiles se pueden reprogramar fácilmente para utilizar el sistema de seguridad de la marca para evitar colisiones con carretillas elevadoras.