El Boletín Oficial del Estado del pasado miércoles 18 de noviembre recoge la publicación de la Orden del Ministerio de Hacienda por la que se desarrollan para el año 2016 el método de estimación objetiva del IRPF y el régimen especial simplificado del IVA, esto es, el denominado régimen de módulos.

A partir del 2016 se reducirá «sensiblemente» el límite máximo que permite a los transportistas autónomos acogerse a este régimen, tal y como se recuerda desde Fenadismer, ya que se establece un límite de facturación anual en el año anterior de hasta 125.000 euros siempre que su facturación se realice en más de un 50% a empresas o profesionales.

Sin embargo, en la Orden de módulos para 2016 se mantiene el importe de los módulos que se aplican en el año 2015, modificándose exclusivamente el límite máximo de vehículos en transporte de mercancías para poder continuar acogido a dicho régimen, que se reduce a cuatro vehículos frente a los cinco que estaba establecido anteriormente.

En lo que se refiere al sector del transporte en sus diferentes subsectores, la Orden establece que, en el IRPF, todas las actividades mantienen los mismos módulos establecidos en 2015, previéndose una reducción general en el rendimiento neto de un 5% aplicable tanto en el año 2015 como en 2016.

En consecuencia los módulos de IRPF de las actividades de transporte de mercancías (722 y 849.5) sería de 10.090,99 euros de personal no asalariado; 2.728,59 euros de personal asalariado y 126,21 de carga del vehículo.

En cuanto al IVA, se mantienen también los mismos módulos que en 2015. En consecuencia los módulos del IVA de las actividades de transporte de mercancías (722 y 849.5). Será de 4.149,99 euros de personal empleado y 388,55 de carga del vehículo. Además, en el transporte de mercancías de residuos será de 1.948,64 euros de personal empleado y 181,58 de carga del vehículo.