Tren de mercancías de Renfe con doble tracción

El PSOE exigía a Fomento "plazos y asignaciones" concrteas a la integración ferroviaria en España.

En el sector del ferrocarril, el comienzo del año 2014, estuvo marcado por la separación a todos los efectos de Renfe en cuatro sociedades y de Adif, diferenciándose las distintas áreas de actividad de las dos compañías para mejorar su eficiencia y fomentar la competencia, a tenor de lo argumentado desde Fomento.

Además, a principios de enero, Adif incrementaba el canon ferroviario a Renfe Operadora en un 42% en el 2013, habiendo pagado a lo largo del 2013 el operador ferroviario, 421 millones de euros, un 42% más que en 2012.

Mientras que en Renfe Operadora se alcanzaba un acuerdo en el ERE con los sindicatos CCOO, UGT y el de maquinistas, Semaf, para un máximo de 500 trabajadores. Finalmente, se acogerían un total de mil empleados.

Por otro lado,a mediados de enero, la CNMC advertía de que Fomento podría estar favoreciendo a Renfe, considerando que hay una serie de requisitos que generaban una ventaja competitiva para la operadora, como la existencia de infraestructuras especializadas.

Por su parte, en el mes de febrero se publicó la noticia de la firma de un protocolo entre Pastor y Fabra, para el desarrollo de las terminales logísticas de la Comunidad Valenciana, evaluándose la viabilidad logística y económica de las terminales de Valencia-Fuente de San Luis, Alicante, Sagunto y Castellón.

El PITVI, «poco exhaustivo»

Mientras tanto, el PSOE, a través del portavoz de la Comisión de Fomento del Congreso, exigió a Pastor que diese  “plazos y asignaciones” concretas para la integración ferroviaria en toda España, al tiempo que desde la consejería de Fomento de la Junta de Andalucía se consideró al PITVI como un documento “poco exhaustivo, inconcreto y demasiado general”, que no apuesta por una infraestructura como es el tramo ferroviario Algeciras-Bobadilla.

En el ámbito europeo, la Comisión Europea nombró a los once coordinadores de los corredores de la TEN-T, siete de los cuales fueron reelegidos, mientras que los cuatro restantes fueron designados por primera vez.

Además, con motivo de la celebración del Consejo de Ministros de Transportes de la Unión EuropeaFomento reafirmó su política europea hacía un espacio ferroviario único. A este respecto, España adelantó aspectos que se incluyen en las disposiciones del Cuarto Paquete Ferroviario, como la separación entre el administrador de la red y los operadores.

Por último, a nivel nacional, Gefco España puso en marcha su unidad de transporte de vehículos por ferrocarril, lanzada para complementar a la flota de camiones, además de impulsar el transporte ferroviario. A finales de febrero, la compañía iniciaba el servicio ferroviario entre Vigo y Barcelona, con dos servicios semanales.