La Dirección General de Tráfico (DGT) tiene intención de sancionar a partir del 20 de mayo a quienes incumplan la normativa sobre estiba y amarre de la carga que entrará en vigor en la citada fecha.

Según esto, Tráfico no establecerá “un periodo transitorio no sancionable de adaptación a la nueva regulación”. Así se deduce del resultado de la reunión mantenida entre el Director General de Tráfico, Gregorio Serrano, con los representantes del Comité Nacional de Transporte por Carretera (CNTC) celebrada en pasado mes de abril.

Ante la incertidumbre y las dudas suscitadas al respecto, la Confederación Española de Transporte de Mercancías (CETM) se ha puesto en contacto con los máximos responsables de Tráfico, quienes han confirmado que la vigilancia y por lo tanto, las sanciones se producirán desde el mismo momento de la entrada en vigor del nuevo Real Decreto.

Sin embargo y a pesar de que según los datos de la DGT la accidentabilidad motivada por una estiba incorrecta es baja, ello no significa que Tráfico vaya a hacer dejación de sus funciones de inspección, de forma que quienes incumplan esta norma, serán sancionados conforme a la nueva normativa, desde su entrada en vigor.

Responsabiliza al conductor

Según la CETM, se trata de una normativa compleja y ambigua que hace recaer la responsabilidad en caso de accidente en el conductor, en determinadas circunstancias, lo que choca de frente con la Ley del Contrato de Transporte, que delimita claramente que la responsabilidad tanto de la carga como de la estiba es del cargador, a no ser que haya un pacto expreso y previo que indique lo contrario.

En la mayoría de los casos, el conductor no interviene en el proceso de la estiba, por lo que, según la opinión manifestada por la patronal del transporte, no se debería imputar una responsabilidad directa sobre el conductor en caso de accidente.

El compromiso adquirido por la DGT en la reunión mantenida con las organizaciones miembro del CNTC, es elaborar una resolución que desarrolle y clarifique la responsabilidad de la estiba en el Real Decreto, para lo que publicará un documento denominado ‘Ficha de estiba’, adaptado a las diferentes especialidades de transporte, en el que los responsables de la carga deberán acreditar la correcta sujeción de la mercancía a bordo del vehículo.