Aproximadamente un tercio de los camiones que circulan por España sobrepasa los límites legales de emisiones de la Unión Europa, según un estudio realizado por Transport & Environment en Barcelona y Madrid.

En concreto, en el periodo 2017-2019 el 29% de los 587 camiones Euro VI que se han analizado, tanto ligeros como pesados, superaban el máximo permitido de emisiones de óxido de nitrógeno, NOx.

Según explican desde la Asociación, los nuevos vehículos que circulan por las ciudades europeas siguen produciendo niveles letales de polución, lo que demuestra que «los estándares fijados por la Unión Europea no son suficientes para salvaguardar la calidad del aire que respiramos«.

Los test oficiales que se están llevando a cabo no son los adecuados, pues únicamente duran dos horas y media y a menudo no miden las emisiones que produce un vehículo en las condiciones en que se movería a diario, incluyendo la circulación a bajas velocidades o el arranque en frío.

Asimismo, no miden adecuadamente la durabilidad de las emisiones, pues algunos modelos emiten más con el tiempo. La prueba tampoco tiene en cuenta lo que sucede cuando los sistemas de reducción de emisiones se apagan mediante dispositivos de desactivación.

En este sentido, desde Transport & Environment reclaman una mejora de las pruebas realizadas para cubrir también la circulación en condiciones reales e introducir medidas que eviten la manipulación de los sistemas de reducción de emisiones.

Por otro lado, en su opinión, la UE debería exigir que al menos la mitad de las ventas de camiones correspondan a unidades de cero emisiones de cara al año 2030. Los límites de CO2 para camiones de la UE se revisarán en 2022, lo que brindará a Bruselas la oportunidad de establecer objetivos más ambiciosos y poner fin a la venta de la mayoría de los camiones de combustión interna para 2035.