El Consejo de Ministros de la Unión Europea ha decidido tomar medidas para evitar una regulación dispar en los tránsitos entre los Estados miembro ante la segunda ola de la pandemia de coronavirus.

Así pues, los ministros de la UE han adoptado un enfoque coordinado de las restricciones a la libre circulación en respuesta a la crisis sanitaria, de tal manera que cualquier medida que restrinja la libre circulación sea proporcionada y no discriminatoria.

Así pues, sobre la base de los datos facilitados por los Estados cada semana se publicará un mapa de todos los países de la UE, desglosado por regiones, para ayudar a los Estados miembros en su toma de decisiones, como refiere Fenadismer.

Las áreas deberán estar marcadas en un código de color que va del verde al rojo en función de las tasas de incidencia de la enfermedad en cada zona.

Por otra parte, también se ha estipulado una serie de exenciones para las medidas de cuarentena, entre las que se encuentran para trabajadores del transporte o proveedores de servicios de transporte, incluidos los conductores de vehículos de carga que transportan mercancías para su uso en el territorio, así como los que simplemente transitan.

En esta situación, Fenadismer espera que «la actuación de los Estados miembros sea transparente y coordinada en la adopción de medidas que permitan a las empresas de transporte de mercancías poder desarrollar su actividad con normalidad, evitando de esta forma repetir los errores que caracterizó la actuación de la Unión Europea durante la primera ola».