El puerto de Bahía de Algeciras mantiene su lucha para que se mejore la conexión ferroviaria que “hace peligrar” las inversiones de las multinacionales que siguen apostando por el organismo portuario.

Por ello dirigentes económicos y sociales del arco de la Bahía de Algeciras han firmado el Manifiesto en Defensa de la mejora de las conexiones ferroviarias de la Bahía de Algeciras” mediante el que se se solicita al Gobierno y al Parlamento la licitación inmediata del subtramo Algeciras- Almoraima de la línea férrea Algeciras-Bobadilla.

Reducida cuantía para la línea Algeciras-Bobadilla en los PGE2013

El documento, firmado por más de 60 representantes sociecónomicos de la comarca, asegura que la Bahía de Algeciras alberga el primer puerto de España en  tráfico de mercancías, con 83 millones de tn en 2011, y el primero peninsular en tráfico de pasajeros.

El manifiesto también señala que la partida de los PGE 2013 para la línea Algeciras- Bobadilla, que forma parte del “Proyecto 3. Corredor Mediterráneo”, es una cantidad muy reducida frente a otras zonas nacionales. Así a la línea Algeciras-Bobadilla tan solo se le destinan 13 millones de euros, mientras que a este mismo corredor a su paso por la costa catalana se le asignan 470 millones de euros y 327 millones, a su paso por la zona de levante.

Única conexión ferroviaria

Por ello, el manifiesto lamenta que “no es justo ni equitativo” que aquellas regiones que ya tienen resulta su conexión con Madrid y ahora optan a una segunda conexión por la costa, tengan prioridad sobre otras regiones que solamente disponen de una única conexión ferroviaria,como la nuestra, de más de un siglo de antigüedad, de una sola vía, sin electrificar, con pendientes máximas de 24 milésimas y con una de las menores prestaciones de todo el territorio nacional”.

Este «Proyecto 3. Corredor Mediterráneo» ofrece la gran ventaja de que, a excepción de los 176 km que separan Algeciras de Bobadilla, en el resto del recorrido hasta prácticamente la frontera francesa las nuevas líneas AVE han liberado ya las antiguas vías convencionales. El manifiesta añade que con una inversión mínima, “si se compara con la que requerirían otras alternativas de nueva construcción”, se podría disponer de un corredor exclusivo para mercancías que conectase el sur de la península.

Por otro lado, el manifiesto también solicita el impulso con urgencia de la mejora del resto de los subtramos de la línea, hasta la total electrificación de la misma. Asimismo, se insta a que se licite el ramal ferroviario a las Grandes Industrias y que se introduzcan en los Presupuestos Generales del Estado todas las enmiendas necesarias.