Desde el pasado jueves, 9 de abril, la web de MSC se encuentra caída fruto de lo que podría ser un ataque a los sistemas informáticos de la naviera.

Sin embargo, la multinacional suiza mantiene sus operaciones sin mayor incidencia, de tal modo que, como ha informado, «todos los departamentos de MSC, depósitos y terminales dan servicio regular a los clientes y las mercancías se mueven sin interrupciones«.

La compañía sigue gestionando la planificación de servicios a través de sus plataformas de contratación, así como por correo electrónico y por vía telefónica.

MSC afirma estar avanzado con rapidez para restablecer el servicio de su presencia en internet y certifica que el impacto se circunscribe a los servidores de su sede central de Ginebra.

Precisamente para evitar una extensión de cualquier amenaza cibernética, la naviera trabaja con diferentes sistemas tecnológicos para separar el funcionamiento de su central y de la red de agencias.

Aún así, la caída de los sistemas sigue afectando a la web de la suiza hasta este martes, aunque la multinacional espera poder recuperar su funcionamiento en breve.

Los expertos alertan de que en la actual crisis sanitaria se han redoblado los ataques informáticos a escala planetaria, tanto dirigidos a robar datos de particulares, como para alterar el funcionamiento de empresas que desarrollan actividades esenciales.