Plan azul + de la Comunidad de Madrid

La Comunidad de Madrid sigue fomentando la movilidad en vehículos sostenibles.

Orden 2390/2017, de 1 de agosto para las ayudas a la adquisición de vehículos eficientes en la Comunidad de Madridque se puede descargar en este enlace (disponible en formato pdf, de 2 páginas y 90 Kb).

La Comunidad de Madrid ha publicado en el BOCM la Orden 2390/2017, de 1 de agosto, de la Consejería de Medio Ambiente, Administración Local y Ordenación del Territorio, por la que se aprueba la convocatoria correspondiente al ejercicio 2017 de las ayudas para la adquisición de vehículos ligeros eficientes, auxiliares y de servicios.

Con esta publicación, la administración autonómica abre una nueva partida de la línea de ayudas que su Plan Pivcem lanzado en 2015, que prevé destinar un millón de euros cada año para lograr una distribución urbana sostenible con vehículos más ecológicos.

Podrán ser beneficiarios de las ayudas tanto los autónomos de la Comunidad de Madrid, como las pymes que desarrollen su actividad en la Comunidad Autónoma. Para optar a las ayudas, la plantilla de estas empresas no ha de superar los 250 empleados, su volumen de negocio no puede exceder de 50 millones de euros y su balance general anual no puede superar los 43 millones.

A este respecto, desde la asociación de transportistas Atradice consideran que «hubiera sido deseable que se hubiera ampliado el abanico a todo el ámbito empresarial, no sólo a pymes y autónomos», aunque «valoran positivamente» la iniciativa de la Comunidad de Madrid.

Importe de las ayudas

El importe de las ayudas variará según las emisiones y el tipo de vehículo. El mayor importe, de 6.000 euros por vehículo, se otorgará a la adquisición de vehículos N1 con emisiones inferiores o iguales a 80 g CO2/km y 60 mg NOx/km.

A aquellos que adquieran vehículos no incluidos entre los anteriores que tengan emisiones inferiores o iguales a 160 g CO2/km y o 80, 105 o 125 mg NOx/km, en función de que estén clasificados como vehículos N1 de clase I, clase II o clase III, respectivamente, se les concederá una ayuda de 3.000 euros.

Además, habrá también una ayuda de 2.000 euros para la compra de vehículos no incluidos entre los anteriores que tengan emisiones inferiores o iguales a 200 g CO2/km y 80, 105 o 125 mg NOx/km, en función de que estén clasificados como vehículos N1 de clase I, clase II o clase III, respectivamente.

Según los planes de la administración autonómica, las ayudas aumentarán en 2018 hasta los 8.000 euros y se incluirán también los vehículos comerciales de la categoría N2.