Transportes maniobra para volver a reactivar el procedimiento de retirada de la honorabilidad en ciertas infracciones.

En concreto, Fenadismer apunta a que el Departamento junto con las Comunidades Autónomas han acordado reactivar este procedimiento aplicando la Ley de Procedimiento Administrativo General para dar cumplimiento al fallo judicial, sin proceder a modificar la regulación anulada parcialmente por el Tribunal Supremo.

Como consecuencia, próximamente, todas las empresas transportistas que hayan cometido infracciones muy graves o que por acumulación de otras alcancen el mínimo necesario recibirán una comunicación oficial para notificarles el inicio del procedimiento de pérdida de honorabilidad.

Frente a ello, los transportistas amenazados por una posible pérdida de la honorabilidad podrán plantear las alegaciones que estimen convenientes ante el Director General de Transportes de su comunidad autónoma, que será el encargado de valorar sobre la proporcionalidad o no de revocar sus autorizaciones de transporte así como de inhabilitar a sus gestores de transporte.

De esta manera se quiere respetar la sentencia del Supremo que estimaba que «la exigencia del procedimiento administrativo completo tras la imposición de la sanción no puede ser sino el deseo que haya un procedimiento cuyo objeto específico sea precisamente la comprobación de si la pérdida de la honorabilidad es o no proporcionada”.