La conectividad que ofrecen los puertos es un valor añadido para algunas de las principales ciudades portuarias de Europa.

Este factor atrae a numerosos inversores que ven en ellas una pujante demanda para la construcción y explotación de inmuebles destinados a actividades logísticas.

En este sentido, la capital catalana se ha convertido en el segundo puerto más atractivo en Europa para la inversión en logística, según el Índice Europeo de Oportunidades Logísticas Portuarias de Savills.

En este análisis, Barcelona obtiene 94,33 puntos, gracias a que el crecimiento del comercio internacional ha aumentado la capacidad del puerto de Barcelona en un 70% a lo largo de los últimos cinco años.

El tercer lugar de la clasificación es para Valencia, con 89,93 puntos. En la capital del Turia los alquileres ‘prime’ en el puerto rondan los 4,5 €/m²/mes, tras crecer un 13% en los últimos tres años.

Aun así, sigue estando por debajo del precio de Barcelona, donde las rentas se han incrementado un 14% en el mismo periodo de tiempo para colocarse en 7 €/m²/mes.

Además de estas dos ciudades españolas, Algeciras también se ha colado en octava posición, con 76,41 puntos, con lo que España es el único país que cuenta con tres ciudades en el ranking europeo.

El primer lugar por atractivo para la inversión logística entre las ciudades portuarias europeas es para Rotterdam, con 100 puntos en el índice de Savills.

El puerto neerlandés constituye una de las principales puertas de entrada de mercancías en Europa continental, por lo que la demanda de espacio logístico ‘prime’ se mantiene fuerte.