Terminal de contenedores del puerto de Marin

El puerto dispone de una terminal de contenedores que cuenta con 500 metros lineales de atraque y más de 500 conexiones ‘reefer‘.

La Autoridad Portuaria de Marín ha registrado el paso de cerca de 600.000 toneladas de fruta de importación en los últimos cinco años, situándose como el primer puerto de la fachada norte y uno de los cuatro primeros de todo el país en este ámbito, junto a a Algeciras, Tarragona y Valencia.

Este tráfico sigue creciendo año tras año en una tendencia que probablemente se mantendrá al finalizar 2019, pues desde enero ya se ha incrementado en un 7%. Actualmente, ofrece un servicio integrado con conexión marítima directa, almacenaje, clasificación y distribución a toda la península ibérica de productos procedentes de Costa Rica, Colombia, Ecuador, Chile o Guatemala, entre otros.

Además, dispone de capacidad de almacenamiento frigorífico para 5.000 palets, ocho muelles de carga, ocho cámaras frigoríficas, 1.000 m² climatizados para clasificación y distribución, conexiones ‘reefer‘ y 5.000 m² de explanada contigua, 520 metros de atraque repartidos entre dos muelles.

En cuanto a su terminal de contenedores, con 500 metros lineales de atraque, cuenta con más de 500 conexiones ‘reefer’, y grúas Panamax y Post-Panamax. Todas estas infraestructuras se completan con un PIF que ha sido recientemente ampliado para llegar a los 10 muelles de carga.

El puerto ofrece al sector hortofrutícola conexiones terrestres con la red nacional de autopistas y autovías y un servicio 24 horas los 365 días del año. Su intención es consolidar sus relaciones con los principales clientes y navieras que importan fruta a través de sus instalaciones, y atraer a nuevos operadores que puedan aprovechar las ventajas de Marín para estas mercancías.