La Comisión Europea ha aprobado, en virtud del Reglamento de concentraciones de la Unión Europea, la adquisición del grupo alemán Kion, por parte de Weichai Power, un fabricante integrado en la empresa estatal china Shandong Heavy Industry.

El grupo Kion, que ha concluído recientemente la adquisición de Dematic, fabrica carretillas elevadoras bajo las marcas Linde y Still, además de equipos de guiado automático bajo la marca Egemin.

El organismo ha concluido que la adquisición no suscitaría problemas de competencia, teniendo en cuenta los pequeños «solapamientos» que podrían ocasionarse en las partes resultantes con la transacción. Con esta decisión, la Comisión da el visto bueno a la operación iniciada en 2012 y ratifica el anuncio que había hecho en 2014 sobre la adquisición del fabricante alemán por parte de la compañía china.

En 2012, Shandong Heavy Industry había entrado a formar parte del capital de Kion, con una inversión de 783 millones de euros por la que Weichai Power adquiría el 25% de las acciones del grupo alemán y el 70% de las acciones de la subsidiaria Linde Hydraulics.

De esta forma, el fabricante chino pasaba a convertirse en el tercer accionista mayoritario del grupo alemán. El acuerdo firmado hace cinco años incluía, asimismo, la posibilidad de que Weichai ampliase su presencia en Kion hasta el 30%, un porcentaje que se ha visto aumentado por las últimas transacciones realizadas.

Así, en 2013 el grupo asiático aumentó sus participaciones en la compañía alemana hasta un 33,3%, convirtiéndose en el principal accionista, tras aumentar sus participaciones hasta el 30% en Kion y adquirir una participación del 3,3% de Superlift, el entonces principal accionista. Recientemente, además, el fabricante chino ha aumentado hasta el 38,25% su presencia en la empresa. 

En este contexto, Kion ha completado recientemente la adquisición del fabricante Dematic, por un importe de 2.100 millones de euros.