prorrogadas las 44 toneladas en Cataluña durante un año más

A vueltas con las 44 tn en el transporte por carretera.

El debate en torno a la ampliación de la Masa Máxima Autorizada de los camiones hasta las 44 tn se ha reabierto en un momento que puede ser decisivo: a las puertas del XVI Congreso Nacional de Empresarios de Transporte de la CETM que se celebrará por primera vez en Bilbao entre los días 26 y 29 de octubre.

El último informe de la Fundación Francisco Corell sobre la competitividad del sector del transporte de mercancías por carretera en España, y las declaraciones del director general de Transporte Terrestre, Joaquín del Moral, durante la presentación del mismo, han vuelto a poner sobre la mesa la necesidad o inconveniencia de ampliar la carga que pueden transportar los camiones.

Según el documento, el hecho de que en países como Francia, Reino Unido o Italia se puedan transportar 44 tn por carretera mientras en España no es posible «lastra las posibilidades del aumento de competitividad del sector» en el país. 

En este sentido, y tras la presentación del informe, del Moral apuntaba que España no puede convertirse en una «isla» y que deberá abordar «tarde o temprano» la implantación de las 44 tn, abriendo así la puerta, aunque sutilmente, a una posible reconsideración de este ámbito por parte de las administraciones.

Se cumplen así, en parte, las preocupaciones de los transportistas, manifestadas por última vez en la Asamblea General de Fedat, sobre la incertidumbre en torno a la posición del Gobierno sobre las 44 tn de cara a una nueva legislatura.

¿Acercamiento de posturas?

Como telón de fondo, las divergencias tradicionales entre cargadores y transportistas que han impedido su implantación hasta la fecha. Los cargadores apelan a un aumento de la competitividad mientras que los transportistas rechazan que el mismo se logre a costa del sector, ya que dudan de poder trasladar a los cargadores el aumento de los costes.

En este contexto, cabe destacar que ni los transportistas ni los cargadores han hecho hincapié, tras las declaraciones del director general de Transporte Terrestre, en su rechazo frontal a esta iniciativa o en la necesidad de implantarla.

Tradicionalmente, las declaraciones de unos y otros no se han hecho esperar, pero el sector del transporte por carretera y sus principales clientes han llevado a cabo una serie de reuniones, que finalizaron el pasado mes de julio, con el objetivo de acercar posturas.

Durante la Asamblea General de la CETM celebrada en junio, los transportistas apuntaron que podría alcanzarse un preacuerdo con los cargadores entre septiembre y octubre de este año, en temas como pesos y dimensiones, fiscalidad o tenders, si bien no se trasladaron a los asistentes las diferentes posturas para que no entorpecer las negociaciones.