Es un concepto ampliamente asumido, que el mes de septiembre supone el arranque de un nuevo ejercicio tras la vuelta de las vacaciones.

Tras el verano, casi como si las vacaciones no hubieran ni existido, el sector sigue con los desvíos a autopistas y el gasóleo profesional como dos de los principales problemas para las empresas de transporte, a tenor de la primera reunión del Comité Nacional tras el período estival.

En el caso de los desvíos de camiones a las autopistas de peaje, septiembre ha sido un mes en el que las noticias en relación con este asunto han llegado en avalancha. Por un lado, a primeros de mes entraron en vigor las bonificaciones para vehículos pesados y ligeros en la AP-7 y la AP-2, mientras que, por otro, la Generalitat Valenciana pedía más desvíos de camiones en la A-7, al tiempo que en el BOE se colaba una nueva restricción al tráfico de camiones en la N-340 en Castellón.

Precisamente en este mismo terreno, en septiembre, ERC ha propuesto más descuentos por los desvíos obligatorios a camiones en las autopistas de peaje, mientras que, justo cuando entraban en vigor los de la AP-7 y de la AP-2, la falta de previsión provocó un lío monumental.

Nuevo retraso para el ROTT

En cuanto a la subida de los impuestos que gravan el consumo de gasóleo, lo que parece cierto es que los transportistas quedarán exentos de esta subida, aunque, sin embargo, esta medida afectará de lleno al transporte ligero.

De igual modo, en septiembre también se ha sabido que el ROTT volverá a sufrir un nuevo retraso y no entrará en vigor finalmente el 1 de enero de 2019, mientras que, al tiempo, el Senado ha pedido al Gobierno mejoras en la regulación del acceso al mercado de transporte de mercancías por carretera.

También en España, mientras el transporte madrileño clama por la falta de conductores profesionales en la región, los transportistas portuarios piden mejoras en el servicio en el puerto de Barcelona, en concreto, así como una mejor gestión de los accesos a las terminales, en general.

En Europa, la Unión ha decido cruzarse de brazos ante las cada vez más numerosas regulaciones nacionales del salario mínimo, justo cuando crece la preocupación por el impacto de la conducción autónoma sobre el empleo de los conductores de larga distancia y, además, aumentan las inspecciones, de tal modo que más de la mitad de los transportistas europeos han sido inspeccionados en relación con los tiempos de conducción y descanso.

Inspección de camiones en carretera por la Guardia Civil

Más de la mitad de los transportistas europeos han sido parados para realizar inspecciones de los tiempos de conducción y descanso.

Los volúmenes crecen por encima de los precios

En cuanto a la situación del sector, los datos de empleo reflejan que el transporte será uno de los sectores en que más crecerá el empleo en septiembre y octubre, pese a que el número de afiliados a la Seguridad Social en el sector ha retrocedido levemente en agosto.

En este sentido, el paro ha crecido un 3,2% en agosto, mientras que la contratación ha perdido ritmo en el mes. Así mismo, en el octavo mes del ejercicio se han contratado en España un total de 21.835 conductores profesionales de camión.

Por otra parte, los últimos registros estadísticos indican que mientras el coste laboral en la actividad ha moderado su ascenso en el segundo trimestre de 2018, la cifra de negocio del transporte y la logística ha crecido un 8% en julio.

transporte carretera camiones Nacional III Valencia

Los precios han crecido un 2%, mientras los volúmenes se elevaban casi un 8%.

Con más detalle, y dentro ya del transporte de mercancías por carretera, Fomento estima que los volúmenes transportados durante el segundo trimestre de 2018 han crecido un un 7,8% con respecto al mismo período de 2017, mientras que, al tiempo, los precios de los servicios solo han aumentado casi un 2% anual en el mismo lapso de tiempo, pese a que a primeros de septiembre hay menos empresas de transporte de mercancías por carretera en activo que hace un año.

Esta tendencia se ha confirmado con la publicación de los Observatorios del Ministerio de Fomento correspondientes al segundo trimestre de 2018 y que constatan un aumento de la actividad de transporte, aunque con precios más bajos y menor rentabilidad.

Por lo que respecta al ámbito empresarial, Gefco ha completado la adquisición de GLT y se han suscrito dos nuevos convenios colectivos provinciales en Guadalajara y en Teruel.